Aníbal Sánchez: “Más pudo el odio que el amor que le tenían” el manejo de las emociones en la polític

Aníbal Sánchez

“Más pudo el odio que el amor que le tenían” parece ser la letra del disco que lleno de esperanza, a millones de venezolanos. Solo queda hacer un ejercicio de Control de Daños y el reconocer los errores, para avanzar con decisión a la siguiente pieza; consientes de las capacidades construidas, de las limitaciones,  de las fortalezas de los aliados; y sobre todo de los intereses en juego.

No es casuístico que este régimen opere en el teatro de las noticias, con falsedades o intrigas, no es nuevo para los cubanos que llevan 60 años usando la disociación y los sentimientos de odio, él resentimiento, la frustración, e incidía; esperando contar con una siembra de inhibición, división, desmovilización y huida. Como consultor electoral más que como analista político me ha correspondido de forma personal Aníbal Sánchez explicar el uso de cargas emocionales como arma en la política electoral.

Por un momento se han puesto a pensar que realmente una rectora del Consejo Nacional Electoral pueda realmente hacer todo lo que le atribuyen, las redes sociales o portales de opinión; No será de mayor efecto la desmovilización al momento de la participación “sobre todo cuando los números en los estudios de opinión, o de intención de voto desfavorecen” otros incluso han explicado cómo se usa hasta la necesidad y creación del hambre, para penetrar sociedades y dominarlas, un tipo de practica aprendida de la Unión Soviética,  que cuarenta años después busca  enfrentar la supremacías del bloque occidental, en una época donde los intereses son más materialistas “basados en convenios de armas, tecnológicos, o de energía” no es solo una línea filosófica o ideológica.

La estrategia del amor ha sido muy utilizada en el mercadeo de productos o artistas; pero el  odio y la confrontación, han demostrado mayor avance en la política “su primera impresión la tienen, en lo que se simplifica como el chantaje del voto, hazlo por este para que no llegue el otro” quedando de lado las propuestas u ofertas, en segundo estadio el odio al otro, penetro la dirigencia política opositora, y los llamados a enfrentarla, sucumbieron ante la tentación de llegar al poder con las mismas armas que usaban para el adversario. Esto debe preocupar pues solo dejará como saldo una división, en un bloque donde ya existían aspiraciones o proyectos personalistas que imposibilitaban la elaboración o el respeto a estrategias unitarias. –

Cuando no se tienen claras las causas de la crisis, sumado a la faltas de compresión de los avances de la desaprobación a un sector; no debe sorprender  que un bloque seleccione la estrategia del “todo o nada” sobre la base de la confrontación y odio, siendo estas las herramientas  políticas del régimen que adversa.  Deben reflexionar que precisamente estos bloques que llaman a la conflictividad, son los mismos que les cuesta reconocer que los pocos avances de la oposición han sido a través de la conformación de una plataforma electoral, que de contar con mayor compromiso entre sí han podido haber avanzado más, siempre y cuando comprendieran el producto de sus resultados ‘ejemplo de esto son los desaciertos en la agenda parlamentaria de Enero 2016’ posterior a esto ese mismo grupo que no se ven tan favorecidos en tableros electorales,  insisten en vías engañosas, y contradictoriamente llaman colaboracionistas a otros cuando ellos al sembrar la división, desmovilización e inhibición, solo favorecen al régimen.

“Uno debe actuar en función de lo que es, no de lo que esperan o son los demás” un demócrata no puede actuar de manera distinta, así sea una ruta más difícil y con mayor sacrificio; de lo contrario estaría traicionando sus principios, “la democracia se construye con mas democracia” lo han escuchado muchas veces, pero en venezuela es puesto en práctica muy pocas, pues la tesis de la anti política siempre sobre sale.

Elecciones ‘libres’ con reconocimiento y confianza en sus resultados deben estar en el norte del que se llame demócrata, y es una de las herramientas que se pueden emplear para lograr finalizar con un periodo, lograr llegar a una transición, y lograr una salida a la crisis de gobernabilidad. Nada asusta más a un dictador y le imprime más odio, que exponerse al designio de la voluntad popular, el entender esto pondría en el plano de la confrontación al otro “porque desgastarnos con un debate si puede o no ser candidato, si la carga del conflicto es de ellos” preocupémonos por esos otros factores determinantes para los resultados que esperamos, y que no sean dependientes de caer en la estrategia del odio; con nosotros mismos.

Mucho han escuchado de crear las condiciones para que se dé un quiebre, para que se propicie un cambio, pero en esta nueva visión se debe hablar de crear condiciones en la sociedad civil para que se organice de tal forma que puedan superar los escollos de la inhibición, desmovilización, división y huidas; en unísono las organizaciones deben reorientar los esfuerzos, al igual que los aliados internacionales para lograr unas elecciones, que propicien no solo el cese, sino la instauración de un gobierno de transición que permita reinstitucionalizar el Estado.

En :Opinión

Recomendamos estas Noticias, Artículos de Opinión y contenidos interesantes:

Gil Yepes: En la Venezuela postpetrolera la democracia hubiese sido más sólida

ANGEL MONAGAS en CAIGA QUIÉN CAIGA: BARBADOS Y LA SITUACIÓN ACTUAL

Aníbal Sánchez: “Uno de cada Cuatro Venezolanos inscritos en el RE tiene por actualizar un dato”

Proteccionismo vs. Libre Mercado

Aníbal Sánchez: “Es necesario devolverle la Gobernabilidad a Venezuela”