COLLARES Y PULSERAS AL MAYOR

¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua!


     inos hilos nos separan de experimentar una emergencia, de esas que en segundos le arrancan el último aliento a cualquier persona. La falta de preparación es un factor en contra, y le hará entender que en el agua las posibilidades de sobrevivir son escasas si está solo, y que a penas un 30% de la población venezolana cuenta con herramientas suficientes para lograrlo.

El solo hecho de que una persona caiga al agua es “el estatus final de la inobservancia de algunas normas de seguridad marítima, que no se toman en cuenta”, asegura el Capitán de Altura y Capitán del Puerto de Maracaibo, Hugo Castañeda Subero.

DSCF0445 ¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua! (Especial NAD)Capitán Hugo Castañeda Subero

Salvaguardar la vida de los tripulantes es la meta de las normas de seguridad, que bien aplicadas, garantizarán el feliz retorno de quienes viajan por el agua. “Es por eso que la Capitanía de Puertos insiste en la consciencia acuática, especialmente en los pescadores y en las marinas deportivas, que es donde más se suscitan este tipo de eventos”.

El Capitán señala que en ese sector productivo “tiene un riesgo implícito por la faena diaria, y por la misma dinámica de la tarea es reacio a usar chaleco salvavidas, porque les incomoda para halar las redes”.

 

“¡Hombre al agua!”

Además de ser el famoso grito para avisar que una embarcación debe regresar por uno de sus tripulantes, es también la voz de comando para un protocolo de rescate, en el mejor de los casos. La persona al volante de la nave debe retornar, poco a poco, y luego seguir una ruta que pase a un lado del cuerpo del tripulante caído.

DSCF0418 ¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua! (Especial NAD)Sargento Darwin Chacín

Sin embargo, hay situaciones adversas en las que la embarcación zozobra, y hay que hacer mano de cuanta herramienta se tenga en el momento. Contar con un aparato de comunicación resulta primordial, y haber informado la hora de salida y hora estimada de llegada. Debe saber también, que toda embarcación debe contar con implementos de seguridad, al menos el más mínimo como el salvavidas.

Antes de que un equipo de rescate se aproxime, indica el sargento Darwin Chacín, de la unidad de rescate del cuerpo de Bomberos de Maracaibo, hay algunas técnicas qué adoptar, y la flotabilidad es la más segura para quienes no tienen destreza en nado, o no tienen las condiciones para ello.

Esta unidad apoyará en un rescate acuático si el cuerpo de Bomberos Marinos o la Guardia Costera lo solicita, pues estos son los competentes para ello, aclaró Chacín, quien agregó que solo en los primeros 80 metros –contados desde la orilla- podrían operar.

El subteniente de Bomberos Marinos, Luís Granadillo, es más específico al señalar que sería ideal que quien se aventure a navegar debería tener conocimientos básicos de supervivencia, o haber realizado el curso de Supervivencia Personal, dictado por esta dependencia del Instituto Nacional de los Espacios Acuáticos (INEA).

DSCF0371 ¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua! (Especial NAD)Subteniente Luís Granadillo

“Si no hay destreza en el agua, lo que queda es flotar”, señala Granadillo, quien indica que la supervivencia depende de varios factores, entre ellos que la persona sepa nadar, de las condiciones del terreno bajo el agua, y de esta misma.

Es decir, de su temperatura (por el riesgo de una hipotermia) y por la salinidad, Las posibilidades de sobrevivencia dependerán de las condiciones físicas, conocimiento de natación y en parte de las condiciones del agua en cuanto a temperatura y salinidad. “En agua salada el yodo afectará en deshidratación. No puede tomarla y es importante, más que la comida, pues podría vivir sin comer hasta 48 hora (…) Las primeras ocho horas son vitales”.

Si es el caso, es importante mantener estado de reposo para no cansarse más de lo debido. “Puede ubicarse constelarmente (con el sol o la luna), hay personas que pueden hacerlo. Saber que la brisa sopla hacia el norte, y recordar que para donde vaya la corriente hay tierra”.

Si están en grupo, recuerda Granadillo, puede hacer técnicas grupales para sobrevivir, sobre todo en aguas frías, para mantener el calor en los más vulnerables, como niños y ancianos. Si la situación es tan crítica como para no tener salvavidas, otra opción es hacer uno con los pantalones. “Se hace un nudo en la parte de las extremidades, el resto se llena de aire y agua”. Este improvisado sistema le ayudaría por unos 10 a 15 minutos, y tendría que hacer el procedimiento constantemente hasta que lo rescaten.

 

agua1 ¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua! (Especial NAD)

 

Natación: problema de educación

Hasta ahora, si es usted uno de los que conoce técnicas de supervivencia en el mar, sepa que es afortunado. Si por el contrario es del otro grupo, pertenece al 70% de la población venezolana que no sabe nadar.

A esto se le suma que no estamos preparados psicológicamente para ello, dice el subteniente Granadillo. Tan cierto como que solo 3 de cada 10 venezolanos sabe nadar, también lo es el hecho de que esto implica un problema social en un país con 4 mil 6 kilómetros de costa, y que el que no vive en ellas, al menos las visita en temporadas vacacionales.

El solo hecho de saber nadar podría salvarlo y lo prepara en un porcentaje altísimo para sobrevivir en el mar, recuerda Braulio Rodríguez, con 35 años de experiencia como entrenador de natación, y director de Piscinas Braulio.

“Nadar cobra mucha importancia en una situación de ese tipo, y la mayoría de las actividades sociales, que se dan en clubes están relacionadas con agua” señala el entrenador.

DSCF0453 ¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua! (Especial NAD)Braulio Rodríguez, entrenador de natación

“Se debe promover esta actividad, no a nivel competitivo, sino de sobrevivencia. En sociedades antiguas lo primero que hacían era enseñar a nadar a los niños, porque era una actividad de sobrevivencia cruzar un río para llegar a otra tribu, entonces tenían que aprender (…) Quien sepa nadar tiene mayores posibilidades de salvarse. Aquí han ocurrido situaciones como cuando se cayó el autobús, quienes sobrevivieron fueron los que sabían nadar”.

En el mejor de los casos, si aprendió y está en condiciones para nadar “puede hacerlo por 10 kilómetros”, en los que podría llegar hasta una orilla o algo que lo mantenga en la superficie, y ser más visible a un equipo de rescate.

Castañeda Subero señala que están enfocados a que se hagan esfuerzos para aplicar la educación ambiental y de consciencia acuática, con el fin de tener un ambiente lacustre limpio y la seguridad, conocimiento, competencia que pueda tener el individuo que opera una embarcación.

“También existen los cursos OMI, que se enfocan a la supervivencia y primeros auxilios, de familiarización con el buque, salvavidas. La persona se entrena y queda preparada para cualquier situación en que tenga que aplicarlas (…) Hemos tratado de que el pescador asuma el uso como cultura, como autorregulación de su seguridad, y es por ello que se llevan charlas a comunidades de pesca organizada para que el pescador adquiera conciencia”.

 

Mantener la calma, el salvavidas invisible

Los especialistas en el tema coinciden en que “la calma” es una aliada en una situación como esta. El entrenador Rodríguez aclara por qué, y es que, además de todos los beneficios que pueda traer la natación a la salud de las personas, “quienes han aprendido a nadar, básicamente han controlado los temores, (…) Al que no sepa nadar lo dominan los nervios, se agota, y la desesperación los lleva a ahogarse, y pueden tener un elemento para salvarse, pero el temo no los ayuda”.tips1 ¿Cómo sobrevivir si te arrojan al mar, lago, río o laguna?: ¡Hombre al agua! (Especial NAD)

Señala el entrenador que el solo hecho de flotar ya supone una preparación en el sujeto, pues esta es una “posición de entrega”, en el que deben haber ocurrido procesos mentales en él para que mantenga la calma mientras se mantiene flotando, “y puede estar así por horas”.

 Por esto y más es que Granadillo recomienda adoptar un modo de vida de prevención. No solo en el mar, sino en el terreno en que habita, y cuando llegue a un lugar ver las posibles salidas de emergencia, por ejemplo.

Aunado a ello, las normas de seguridad seguramente lo salvarán en más de una ocasión de pasar un mal rato y aumentará sus posibilidades de vivir a una situación de esta índole.

 

Eleana Sequera / esequera@noticiaaldia.com

Fotos: Deivis Oviedo

Noticia al Día



En :Última Hora

Temas relacionados:


Supervivencialismo: el deporte de sobrevivir en situaciones extremas