Higiene bucal: trucos para dientes blancos

Higiene bucal trucos para dientes blancos
Muchas veces solemos esconder la sonrisa cuando no está bonita. Hasta atravesar un proceso de baja autoestima y generar menos impresiones buenas de las deseadas. Sin duda, una carta de presentación y el sueño de todos: dientes blancos.
Más allá de la belleza, estética, representa la higiene de la dentadura y la boca.  No es agradable tener manchas o dientes amarrillos, pero existen razones que, de una u otra manera, inciden.
La odontóloga venezolana Mayra Dubén (conocida en Instagram como @dramayraduben), quien cuenta con más de 12 años de experiencia, explica que ocurre debido a algunos medicamentos, causas naturales, ingestas alimentos y sustancias. Aparte, a una «pobre higiene oral.
El desgaste de esmalte dental deja expuesta a la dentina, quien es la responsable del color del diente, se produce por envejecimiento o también por bruxismo.
Es normal que los dientes vayan perdiendo progresivamente su tonalidad blanca. Sin embargo, existen alimentos u otros factores que pueden mancharlos y deteriorar el esmalte, tiñéndolos de color amarillo, algo que a nivel estético preocupa a muchas personas.
Además, la higiene juega un rol fundamental en este problema: mientras menos laves tus dientes más oscuros se tornarán. Cuando no te cepillas diaria y correctamente, ni usas hilo dental y enjuague bucal para eliminar la acumulación de placa y sarro, aceleran la decoloración de tus dientes.
Algunos antihistamínicos, medicamentos para la presión arterial alta y medicamentos antipsicóticos también pueden manchar tus dientes de manera permanente.
Dientes blancos, ¿qué hay de la tinción?
Existen varios alimentos y bebidas que pueden causar tinción en nuestros dientes. Especialmente, los líquidos y ácidos porque sus cromógenos pueden penetrar y erosionar más fácilmente el esmalte, motivo que da lugar a que nuestros dientes experimenten un cambio de color y se vuelvan amarillos; existen otras razones que no dependen de nosotros, como la propia genética o la edad.

Fumar también empeora este proceso. Es bien conocido que las personas que fuman tienen generalmente dientes más amarillos.

Enemigos de una sonrisa blanca
Los alimentos y bebidas con alto contenido en azúcares, ácidos o colorantes artificiales tienen la capacidad de alterar el color natural de los dientes y son, efectivamente, los enemigos de una sonrisa blanca.
Algunos como el vino tinto, el café, el té negro, refrescos, gaseosas, bebidas azucaradas y energéticas, así como salsa de soja, vinagre, uvas, caramelos, tabacos y cigarrillos dañan el esmalte.
Estos alimentos tienen muchos cromógenos, un pigmento que se queda pegado en los dientes.
Otros factores
La ingesta de ciertos medicamentos puede tener una repercusión en la coloración de los dientes. Algunos antibióticos como la doxiciclina producen decoloración dental cuando se consumen durante la infancia (hasta los siete u ocho años, aproximadamente).
En edad adulta, los medicamentos que más impacto tienen a la hora de amarillear la dentadura son los antidepresivos, antihistamínicos.
La higiene dental es otro de los factores que influyen en la decoloración de los dientes, por ese motivo hay que evitar los errores en la higiene de tus dientes.
El uso de ortodoncia también conlleva, en algunos casos, una deficiente higiene oral. De esta forma, una vez terminado el tratamiento ortodóncico los dientes pueden tener un color amarillento por la acumulación de sarro o calcificaciones.
Blanqueamiento, ¿opción o prioridad?
El color amarillo puede quitarse con una limpieza dental profesional. En otros casos, sí ha afectado al esmalte, puede que sea necesario un tratamiento de blanqueamiento dental.
Uno de los tratamientos más eficaces para transformar los dientes manchados es el blanqueamiento dental. Por lo general, el blanqueamiento es exitoso en por lo menos el 90 % de los pacientes.
Los dientes amarillos responden bien al blanqueamiento, mientras los dientes amarronados no responden tan bien; es muy probable que las manchas grises causadas por el cigarrillo, toma de antibióticos, como la tetraciclina o fluorosis (la ingestión de demasiado flúor) no cambien drásticamente con el blanqueamiento de dientes.

Cada dentadura es distinta a otra, debemos ser los especialistas quien lo aconseje determinando las necesidades individualmente. Cualquier persona puede hacerse un blanqueamiento dental, siempre y cuando no padezca de hipersensibilidad o caries.
Antes de realizar un blanqueamiento dental es ideal que se programe una cita para evaluar el caso, así determinar si el paciente es candidato para este tipo de tratamiento o si requiere otro tipo de procedimiento.
Trucos para que los dientes no se amarillen
La mejor prevención para evitar tener unos dientes amarillos es llevar a cabo una buena higiene dental y, aunque no es necesario excluir totalmente de nuestros hábitos cotidianos todos aquellos productos que puedan tener colorantes, si debemos evitar los excesos para que sus efectos negativos no perjudiquen en nuestra dentadura.
Es muy importante tener cuidado con todo tipo de blanqueamiento casero, ya que puede resultar más perjudicial que beneficioso.
Popularmente, está extendida la creencia que los cepillados con agua oxigenada, bicarbonato, limón o carbón son un milagro para blanquear los dientes amarillos en casa.
En realidad, el uso de estos productos, además de resultar completamente ineficaces, son seriamente abrasivos para el esmalte dental», recomendó la doctora Mayra Dubén, experta que trabaja «por una Venezuela llena de sonrisas» desde el mundo de la odontología.
En :Salud y Vida Sana,Última Hora

Crisis de migraña afecta más a las mujeres

Intervenciones urológicas con energía láser permiten rápida recuperación y menor riesgo de infección

Hábitos que la gente exitosa práctica los fines de semana

EL DURAZNO, UN ALIADO ANTE LAS ENFERMEDADES RESPIRATORIAS

6 Poderosas pastillas para bajar de peso