Como quemar calorías con ejercicios desde casa

Hoy se conmemora el Día Internacional de la Memoria del Holocausto: Sepa por qué


c2     Hoy se celebra el Día de la Memoria del Holocausto y de la Prevención de los Crímenes contra la Humanidad. La ONU conmemora esta jornada bajo el lema «Rescates durante el Holocausto: La valentía de preocuparse». Destacan las actuaciones del español, Ángel Sanz Briz (1910-1980), conocido como el “Ángel de Budapest”.

Este diplomático contribuyó, en 1944, a salvar la vida de casi cinco mil judíos húngaros durante el Holocausto, proporcionando pasaportes españoles, a judíos que alegaban su origen sefardí en virtud de un antiguo Real Decreto de 1924.

Sanz Briz fue reconocido por Israel como “Justo entre las Naciones”, al igual que el polaco Jan Kozielewski, quien bajo el seudónimo de Jan Karski, actuó como mensajero para el Estado clandestino polaco y mantuvo informados a los aliados de la exterminación de judíos en la Alemania nazi.

En la memoria de todos está la actuación de Oskar Schindler, el empresario alemán que salvó la vida de más de mil judíos polacos. El Día de la Memoria del Holocausto se celebra cada 27 de enero, fecha en la que fue liberado el campo de concentración de Auschwitz en 1945.

¿Por qué se conmemora?

“Quien olvida su historia está condenado a repetirla” explicaba el filósofo Jorge Santayana. Y precisamente el recuerdo del Holocausto es una de las razones para marcar un día en el calendario dedicado a sus víctimas. Exactamente, según la resolución 60/7 de la Organización de Naciones Unidas (ONU), el 27 de enero de cada año se conmemora el Día Internacional en memoria de las víctimas del Holocausto.

La fecha se debe a la liberación por parte del ejército soviético en 1945 del mayor campo de concentración de exterminio nazi que existió, el situado en Auschwithz-Birkenau, en Polonia. Desde su apertura en este centro custodiado por la SS alemana, murieron asesinados entre 1,5 y 2,5 millones de personas desde su apertura en mayo de 1940.

Al centro, situado a unos 40 kilómetros de Cracovia, llegaron durante años no solo judíos, sino también prisioneros de guerra, quienes eran obligados a trabajar para el régimen de Hitler. De hecho en la puerta de entrada la inscripción principal reza “Arbeit macht frei”, es decir, “el trabajo hace libre”.

El año 1979 el lugar que fue la tumba de muchos inocentes fue declarado Patrimonio de la Humanidad de la Unesco y, como explicó el propio Secretario General de las Naciones Unidas, Kofi Annan, al nombrar el Día Internacional, se trata de “un importante recordatorio de las enseñanzas universales del Holocausto, atrocidad sin igual que no podemos simplemente relegar al pasado y olvidar”.

MC/MI




En: Última Hora
Temas relacionados:









Subir