Guía del Parque Canaima asegura que el Salto Ángel es ahora “un hilo de agua”


salto400x09    El Salto Ángel, la caída de agua más alta del mundo, ubicada en el sur de Venezuela, ha perdido hasta un tercio de su caudal y es hoy “un hilo de agua” a causa de la prolongada y fuerte sequía que sufre el país caribeño.

Víctima del fenómeno de “El Niño”, el Salto, que opta a ser una de las Siete Nuevas Maravillas Naturales del mundo, ha perdido su majestuosa imagen para pasar a ser un “chorrito” de agua.

“No hay nada de agua. Es como si en el centro de la pared de tu casa hubiera un hilo, el mismo que usarías para coser la ropa. Este hilo de agua es lo único que cae”, dijo hoy a Efe Joel Bernal, guía turístico del Parque Nacional Canaima, en el estado Bolívar, cerca de la frontera con Brasil.

Aunque el periodo comprendido entre los meses de diciembre y marzo corresponde a la temporada “seca” del salto, la sequía que azota Venezuela -la más dura en 45 años, según datos oficiales- ha hecho más patente el problema en esta época.

“Todos los años disminuye el caudal durante estos meses, pero nunca como este año”, dice el guía.

Desde el pasado mes de diciembre no ha caído ni una gota de agua en el Auyantepuy, la montaña-meseta donde nace el Salto, y esto ha provocado una fuerte sequedad en los ríos de la zona.

Así, el único modo de llegar actualmente al Salto Ángel, de 979 metros de altura, es aterrizando en su cúspide en helicóptero.

Hasta ahora, los turistas llegaban a la caída de agua navegando por el río Churún, una actividad impracticable, ya que el río está “completamente innavegable”.

Pese a esto los turistas “siguen visitando la zona”, aunque ya se ha dado el caso de algunos que van a esperar para visitar el parque “en otra oportunidad”, aseguró Bernal.

Esperanzados, los guías turísticos confían en que llueva durante la Semana Santa, como se espera en numerosas regiones del país, duramente afectado por la sequedad, que ha obligado a racionar suministros de agua y de energía.

“Para esa época siempre hemos tenido lluvias y el cauce del río crece. Esperemos que este año sea igual”, dijo Bernal.

El Salto Ángel es una caída ininterrumpida de agua de 979 metros que debe su nombre al piloto estadounidense Jimmy Angel, el primero que aterrizó en los años 1920 en el “tepuy” de donde proviene el agua de la cascada, el atractivo más popular del Parque Nacional Canaima.

NOTA DE PRENSA




Categoria(s) del contenido: Última Hora


Comparte en tus redes sociales:

Síguenos en nuestras redes sociales:


Te recomendamos leer los siguientes contenidos relacionados:

Sigue leyendo los temas más populares: